Ambivalencia

El término ambivalencia fue acuñado por Bleuler (y más tarde utilizado por Freud) para describir tres aspectos dinámicos de la psique. Un primero voluntario y consciente, en relación a un problema de elección; el segundo, inherente a una posición intelectual contradictoria vis a vis de una cierta forma de pensamiento lógico; y un tercero, sobre el plano afectivo para describir la coexistencia de emociones contradictorias en relación a un mismo objeto… Hablamos de ambivalencia cuando encontramos contemporáneamente pulsiones de odio y de amor, agresividad erótica y destructiva. (Revista Energía, carácter y sociedad. F. Navarro. Vol. 6, nº2, pág. 151).